CIUDAD DE MÉXICO.- Las oportunidades de negocios están por todas partes, la cuestión está en aprender a identificarlas en su totalidad, para después convertirlas en ideas que finalmente sean un negocio en forma. Descubrir el sector, conocer el mercado, apostar por un producto o servicio innovador, y segmentar para acercarlo al target definido son algunas de las claves para emprender con ciertas garantías.

Según Ángel Pérez Torres, Docente en Cerem International Business School, la mayoría de las personas que están empezando, cometen el error de buscar primero qué producto vender y en segundo lugar se fijan en el mercado.

Para aumentar las posibilidades de éxito se tiene que comenzar con el mercado; analizarlo en profundidad es una labor obligatoria para validar la idea y sacar conclusiones, el tamaño, la segmentación, la potencialidad, la tendencia del cliente, la oferta, la demanda, el análisis cualitativo, preguntar a futuros clientes son algunos puntos relevantes a considerar. El objetivo es encontrar un grupo de personas que busquen una solución a un problema y le ofrezcamos la mejor del mercado que garantice una excelente relación precio-calidad.

El siguiente paso es evaluar objetivamente tus opciones y separar aquellos proyectos que parecen ganadores de aquéllos que tal vez podrás retomar en otro momento o simplemente quedan desestimados por razones objetivas. Para ello un método que puede ayudar consiste en utilizar una hoja Excel. En una columna escribimos las distintas ideas y a su lado los criterios indicados a los que asignarás con una puntuación del 1 al 5, siendo el 5 la puntuación más alta.

Impacto: ¿Cuánto impacto va a tener este proyecto/idea en la sociedad/negocio/clientes? La propuesta de valor.
Esfuerzo: ¿Cuánto tiempo y trabajo se necesita para crear este proyecto? (En este caso, un puntaje bajo quiere decir mayor esfuerzo).
Rentabilidad: En comparación a otras ideas, ¿cuánto dinero me va a traer este proyecto? Estimación de resultados.
Visión: ¿Qué tanto se ajusta este proyecto a tu visión y misión general? Actividad en el mercado, metas futuras y valores personales.

Una vez que tengas todas tus ideas evaluadas, revisa las puntuaciones finales ¿Cuáles son las que están dentro del rango de evaluación más alto? Señala dichas ideas que hayan obtenido una calificación mayor y clasificarlas como tus "mejores ideas".

Conserva estas ideas y piensa con cual te pondrás manos a la obra. Una vez que tomes la decisión puedes, comenzar a estructurar el plan de negocios de tu mejor idea.

Por último, ten presente que para tener un negocio exitoso, deberás tener constancia, ganas de aprender, creatividad, mucha pasión y hacer bien las cosas. El éxito llegará, pero toma tiempo y sobre todo mucha dedicación con la máxima responsabilidad.