Foto: Twitter
Foto: Twitter
Tags:

JAPÓN.- Los Juegos Paralímpicos programados en un año deberán poder garantizar que no haya ningún caso de coronavirus o no podrían celebrarse, declaró en una entrevista a la AFP el presidente del Comité Paralímpico Internacional (CPI).

Esta advertencia de Andrew Parsons se produce a un año del inicio de los Juegos Paralímpicos en Tokio, el 24 de agosto de 2021, dos semanas después del fin de los Juegos Olímpicos reubicados del 23 de julio al 8 de agosto.

Si en un año "la situación está igual que hoy", los Juegos "no podrían tener lugar", advirtió el dirigente, recordando que los deportistas paralímpicos son especialmente vulnerables a la COVID-19. "Tenemos que aprender más, prepararnos mejor".

La capital japonesa, que desde julio afronta un recrudecimiento del número de nuevos casos de coronavirus, decidió no iniciar la cuenta atrás a un año de la ceremonia inaugural de los Juegos Paralímpicos, al contrario que el año pasado.

En marzo, los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Tokio-2020 se aplazaron un año por la pandemia, una decisión sin precedentes. Y una pesadilla logística, sabiendo que todavía no es seguro que se puedan celebrar efectivamente, y de manera segura.

Para Parsons, las medidas actuales de distancia física y los estándares de los test y de rastreo no son suficientes para proteger a los 4.350 deportistas paralímpicos y sus equipos, decenas de miles de espectadores, voluntarios y periodistas.

"¿Cómo asegurarse que no tendremos un solo caso? Un solo caso en la Villa (Paralímpica) podría afectar realmente a los Juegos", declaró. "Es ahí donde fijamos el límite".