FOTO: Especial
FOTO: Especial
Tags:

HIDALGO.- Debido a que la propuesta del diputado de Movimiento Regeneración Nacional (Morena) Rafael Garnica Alonso, sobre decretar a las “peleas de gallos” como patrimonio cultural inmaterial del estado fue aprobada por la Comisión de Legislación y Puntos Constitucionales del Congreso, la Organización Biofutura AC convocó a una manifestación pacífica por los derechos de los animales.

La cita es para este jueves 19 de septiembre a las 10:00 horas en el Congreso del Estado de Hidalgo, como respuesta a la iniciativa aprobada en la Comisión de Legislación y Puntos Constitucionales del Congreso local.

El presidente de Biofutura, Jonatan Job Morales, dijo en entrevista para medios locales, que se ingresó una petición dirigida a Ricardo Raúl Baptista González, presidente de la Junta de Gobierno del Congreso de Hidalgo, para solicitar una audiencia pública y atender la conflictiva asociada a la consideración de las peleas de gallos como patrimonio cultural.

Piden que no se les imponga a los hidalguenses una práctica cultural ajena que incluso nació en otro país, pues consideraron que lo mínimo que pueden hacer en este tipo de situaciones es “consultar a la ciudadanía”.

Por otro lado, Biofutura ingresó una petición y un análisis jurídico al gobernador del estado Omar Fayad Meneses, solicitando que ejerza el derecho de veto contra la propuesta del legislativo.

BioFutura es una Organización No Gubernamental (ONG) sin fines de lucro conformada por un grupo de profesionales con el objetivo de preservar la flora, fauna y los ecosistemas, así como brindar asistencia social a grupos vulnerables y luchar por el derecho de los animales.

La iniciativa de hacer patrimonio cultural de Hidalgo las peleas de gallos fue propuesta en noviembre de 2018 por el diputado de Morena, Rafael Garnica Alonso, bajo el argumento de que este “deporte”, como él así lo llama, representa identidad, genera empleos y derrama económica para el estado.

El viernes pasado la comisión sesionó, abordó el tema y aprobó la iniciativa con dos abstenciones y 13 votos a favor, aunque todavía le falta pasar por el Pleno para su aprobación final.