Foto: Captura.
Foto: Captura.
Tags:

HUNGRÍA.- El sueño de la joven húngara Bárbara Luna Sipos, de 22 años, era ser una muñeca Barbie humana. Para lograrlo, se ha sometido a varias cirugías y tratamientos estéticos.

El costo de convertirse en un personaje de fantasía ha sido muy alto. En los últimos cinco años, Bárbara ha gastado más de 135.000 dólares ($490 millones). Toda una fortuna.

Se enamoró de la muñeca Barbie desde que era una niña, pero solo cuando cumplió 17 años pudo comenzar su metamorfosis.

La Barbie humana se ha hecho 11 cirugías, entre ellas, aumento de senos, dos rinoplastias, reducción de mandíbula y modificación del mentón. También se ha sometido a lifting de cejas, relleno de labios e inyecciones en los glúteos.

Su apariencia de muñeca de plástico le ha traído otros problemas, entre ellos, la dificultad para conseguir trabajo o mantenerse en alguno por mucho tiempo. Según Bárbara, el mundo no está preparado para su belleza.

El amor también ha sido esquivo. Se casó, pero el matrimonio le duró solo dos años.

Bárbara Luna Sipos trabaja ahora como modelo e impulsadora de productos en las redes sociales. En Instagram, tiene un poco menos de doce mil seguidores.