Tags:

IRÁN.- El presidente de Irán, Hasán Rohaní, reiteró hoy que la república islámica jamás cederá a la presión económica y psicológica del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, por lo que continuará exportando petróleo a otros países a pesar de las sanciones.

En un discurso ante cientos de personas en la ciudad de Khoy, provincia de Azarbaiyán Occidental, Rohaní aseguró que Estados Unidos está equivocado al pensar que Irán se rendirá bajo presión económica, la cual consideró parte de la guerra psicológica contra Teherán.

Afirmó que las sanciones impuestas contra el sector energético este mes “han fracasado” e Irán seguirá exportando petróleo.

No han logrado detener nuestras exportaciones de petróleo (…) seguiremos exportando. Sus políticas regionales han fallado y culpan a Irán por los fallos desde Afganistán a Yemen y Siria”,

Recordó que la Unión Americana ha sufrido “derrotas consecutivas” en la región y ahora trata de vengarse por esos fracasos en la república islámica.

Indicó que la potencia norteamericana carece del apoyo internacional necesario para sus sanciones, contrario al respaldo que tiene Irán por parte de muchos países.

Excepto de Israel y de algunos países de la región, ninguna otra nación respalda la presión de Estados Unidos sobre Irán, dijo el mandatario en su discurso difundido en directo por la cadena de televisión estatal.

Con la reimposición de las sanciones, Estados Unidos quiere forzar a Irán a abandonar sus programas de misiles balísticos, restringir aún más sus actividades nucleares y limitar su apoyo a las milicias desde Siria al Líbano y Yemen.

El resto de los firmantes del acuerdo nuclear de 2015 –Rusia, China, Francia, Reino Unido y Alemania- estudian fórmulas para contrarrestar esas sanciones y garantizar parte de los beneficios económicos que obtuvo Irán con el pacto.

Al respecto, el vocero de la cancillería iraní, Bahram Qasemi, manifestó su esperanza de salvar el acuerdo nuclear pese a la salida de Estados Unidos del pacto y espera que la Unión Europea (UE) ponga en funcionamiento los mecanismos necesarios para sortear las sanciones “tan pronto como sea posible”.

Qasemi se refirió al vehículo de propósito especial (SPV, por sus siglas en inglés) que pretende ser un canal de pagos para facilitar el comercio con Irán, incluida la venta de petróleo.

Las declaraciones del presidente iraní coincidieron con la visita a Teherán del ministro británico de Exteriores, Jeremy Hunt, para dialogar sobre el futuro del acuerdo nuclear y la política iraní en los conflictos de Siria y Yemen.

Tras retirarse del pacto nuclear, el presidente Trump anunció el restablecimiento de las sanciones contra Irán, que habían sido levantadas, imponiendo en agosto pasado una primera tanda de presiones económicas contra Teherán y el pasado 5 de noviembre una segunda ronda.