Tags:

ESTADOS UNIDOS.- La secretaria de Seguridad Nacional le ordenó a los agentes fronterizos impedir que los solicitantes de asilo ingresaran a territorio estadounidense en los cruces con México en 2018, contradiciendo las declaraciones públicas de la época de que eran bienvenidos a hacerlo, según un informe de supervisión gubernamental publicado el viernes.

El inspector general del Departamento de Seguridad Nacional (DHS por sus siglas en inglés) también halló que las personas que intentaban pedir asilo en cuatro cruces fronterizos oficiales eran enviadas a México antes de tener una oportunidad de solicitar protección, lo que contraviene la ley migratoria estadounidense. El encargado de la supervisión interna dijo que la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus iniciales en inglés) tenía espacio libre para detenciones en dos cruces fronterizos que podía haberse usado para procesar a los solicitantes de asilo.

El informe de 37 páginas presenta un panorama que contrasta fuertemente con versiones previas de cómo se implementó hace dos años la práctica de hacer que la gente aguardara en México ante el incremento sin precedentes en el número de personas que solicitaba asilo, muchas de ellas familias centroamericanas. Las autoridades estadounidenses han dicho repetidas veces que la única razón para hacer que la gente aguardara en México era por las limitaciones para procesar las solicitudes.

La práctica —una de muchas medidas que el presidente Donald Trump ha implementado para limitar el otorgamiento de asilo— no se ha aplicado desde marzo, cuando el gobierno suspendió temporalmente el asilo en su totalidad bajo el argumento de que, debido a la pandemia de coronavirus, invocaba poderes especiales para hacerlo, amparado en una ley de salud pública.