FOTO: Porticomx
FOTO: Porticomx
Tags:

ZACATECAS.- A través de un comunicado, la familia Aguilar agradece las muestras de cariño que siempre tuvieron para la señora Flor.

"Por lo que les pedimos respeto y comprensión en este momento que están viviendo".

El comunicado resalta la trayectoria de la viuda de Antonio Aguilar.

Ninguno de sus hijos y nietos se ha pronunciado ante este tema en redes sociales.

Más de 200 discos y unas 90 películas testimonian el brillante aporte de Flor Silvestre a la industria del espectáculo en una carrera artística que la asocia de manera indeleble a la memoria de Antonio Aguilar, el gran Charro de México, su esposo, compañero y camarada en la vida y en el arte hasta el año 2007.

La vital presencia de esta pareja legendaria representa el auge de la edad dorada del cine mexicano y su música, un producto de exportación cuya marca registrada lleva ambos nombres a un nivel tan alto que, además de trascender muchas fronteras, deja el sello de su influencia en importantes segmentos de la cultura popular latinoamericana.

El dominio de su voz y la técnica con que la maneja irradiando un apasionado sentimiento fueron la base de su desarrollo artístico. Con experiencia y ya con un nombre reconocido la ‘descubren’ el productor cinematográfico Gregorio Walerstein y Emilio Azcárraga en una de sus actuaciones en el centro nocturno El Patio y la invitan a que trabaje en el cine contratándola para cinco estelares, para un programa en la XEW y para que grabe su primer disco.