Tags:

CIUDAD DE MÉXICO.- El ex presidente de México, Felipe Calderón Hinojosa, negó categóricamente este lunes haber incurrido en algún acto de corrupción a lo largo de la construcción de la Estela de luz, monumento colocado durante su administración sobre avenida Paseo de la Reforma en la Ciudad de México, para conmemorar el Bicentenario de la Independencia.

A través de redes sociales el ex mandatario sostuvo que la demanda en su contra solo "busca distraer a la opinión pública de los graves problemas nacionales: la economía va mal y la inseguridad peor", luego de que se interpusiera una denuncia en su contra por el presunto ejercicio indebido del servicio público. Aseguró que se trata de una acusación sin fundamento y calumniosa.

Calderón Hinojosa, agregó que "de hecho en la denuncia que se menciona ni siquiera hay una acto que específicamente se me impute a ese respecto, salvo el de ser presidente de la República, y como tal, haber impulsado la construcción de ese monumento conmemorativo".

Destacó que el proyecto fue concursado y decidido por un jurado designado entre el Gobierno Federal y el de Ciudad de México, quienes el 26 de enero de 2009 lanzaron la convocatoria. El jurado, detalló, estuvo integrado por un grupo interdisciplinario de prestigio y decidió de manera independiente, quienes destacaron la modernidad, esbeltez e innovación.

Asimismo, destacó el ex presidente, reconoce que hubo errores en las ingenierías del proyecto que provocaron retrasos y aumento de costos, por el subsuelo. Destacó que, en ese sentido, se realizaron estudios por parte del Politécnico y la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), además de la opinión técnica de empresas como ICA y Carso.

El presidente Andrés Manuel López Obrador revivió el pasado viernes 22 de noviembre, que alguna vez pensó ponerle a la Estela de Luz y como "el monumento a la corrupción", al haber sufrido un sobrecosto, pues el proyecto pasó de 200 millones de pesos a los mil millones de pesos.