Foto: Captura.
Foto: Captura.
Tags:

CIUDAD DE MÉXICO.- La escasez de medicamentos en los principales sistemas públicos de salud ocurre en el contexto de una reducción anual constante en los presupuestos para la compra de medicinas desde 2015, según revelan cifras oficiales.

A la par, el monto de los créditos fiscales, que son una forma de reducir o deducir algunos impuestos futuros, aumentó 21 por ciento en un año.

De acuerdo con cifras de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), el presupuesto destinado a medicamentos ha sufrido recortes en los pasados cuatro años.

En 2019 se destinará a la compra de medicinas 79 mil 417 millones de pesos, lo que significa un recorte en términos reales de mil 316 millones de pesos o 1.6 por ciento con respecto de los 80 mil 734 millones aprobados en 2018 y una reducción de 10 mil 796 millones de pesos, 11.9 por ciento menos, respecto al monto ejercido en 2015, cuando alcanzó 90 mil 213 millones de pesos.

Por otra parte, durante 2018 los créditos fiscales ascendieron a 747 mil 177.4 millones de pesos, cifra superior en 160 mil 592.8 millones respecto a la registrada en el ejercicio fiscal de 2017 y más de ocho veces a la destinada en este año a la compra de medicinas.

La evolución del gasto público en medicamentos a partir de 2015 muestra una caída constante. En 2015 se destinaron a este concepto 90 mil 213 millones de pesos, en 2016 bajó a 83 mil 184 millones, en 2017 se redujo a 80 mil 852 millones, en 2018 descendió a 80 mil 734 millones y en 2019 se fijó en 79 mil 417 millones de pesos.