Tags:

CIUDAD DE MÉXICO.- Padres de niños con cáncer clausuraron de manera simbólica la puerta principal de Palacio Nacional, como protesta por el desabasto de medicamentos para tratar el padecimiento de sus hijos.

“Los medicamentos no se compran, se mandan a hacer. Y si se mandan a hacer tarde, tarde van a llegar. Hay un atraso de siete u ocho meses”, dijo Israel Rivas, líder del movimiento, quien explicó que los padres no se volverán a sentar a dialogar con las autoridades, a menos que éstas muestren –en compañía de los medios de comunicación– los medicamentos que adquirieron del extranjero.

“Que nos enseñen los medicamentos y nos sentamos a dialogar”, dijo Israel Rivas previo a unirse al contingente de mujeres con cáncer de mama y enfermos de VIH quienes colocaron papeles con la palabra “clausurado” en la entrada de Palacio Nacional.

Tras cuatro reuniones con personal de la Secretaría de Gobernación, sin llegar a un acuerdo, los padres de menores con cáncer se rehusaron a continuar con los diálogos al argumentar que no hay intención por parte de las autoridades para solucionar el problema de desabasto.

Más temprano, Rivas dio a conocer que en otros estados de la República el desabasto también continúa, por ejemplo en Guerrero, en donde faltan medicamentos como adriamicina, citarabina y cardioxane.

Informción La Razón.