Foto: El Universal
Foto: El Universal
Tags:

SINALOA.- Integrantes de la Brigada Estatal de Búsqueda de Personas Desaparecidas hallaron en un tiradero cercano al fraccionamiento privado La Primavera bolsas que contenían más de dos mil fragmentos de huesos de manos y, al parecer, también de pies, según el personal forense de la zona.

Aquellas bolsas deterioradas estaban cerradas, las dejaron no lejos de un camino donde pueden ingresar vehículos. Fueron rasgadas, se notaban rasguños y aperturas en el plástico, probablemente hechos por animales. Los huesos se esparcieron en la tierra. Tuvieron que entrar con cuidado para no pisarlos.

"Yo no puedo creer que sean de humano", dijo uno de los peritos. "Es que son muchísimos. Parecen de esos huesos que usan para el pozole", le contestó su compañero. "Es que si son de humano es terrible, ¿pues dónde estamos?".

Los miembros de la brigada estatal de búsqueda mostraron imágenes de las falanges encontradas en las bolsas a una antropóloga forense y ésta les mencionó que los huesos pertenecían a personas adultas, adolescentes y niños.

Yo no entiendo. Los torturaban. Les cortaban los dedos. ¿Y los huesos chiquitos? Tal vez los levantaron junto con su familia, o no sé.
Madre de familia, integrante de la brigada de búsqueda

Las bolsas sólo contenían huesos pequeños. "Ahí están las manos, pero ¿dónde está el resto de los cuerpos?", pregunta una madre rastreadora.

En este mes las brigadas de búsqueda y colectivos han localizado 10 cadáveres en ese tiradero. Todos en diferentes condiciones y muchos fragmentos de hueso, sin contar las bolsas con falanges.

El fin de semana se hallaron dos cuerpos: uno de un hombre y otro que tenía aproximadamente más de dos meses en el lugar según testigos. La mayoría de los que se han encontrado tienen un tiro en la nuca.

El 23 de agosto al cavar, agua subterránea empezó a inundar una fosa, se hizo un pequeño canal para que corriera el agua pero apenas las palas sacaban, se volvía a llenar. Una vez que se pudo ver tela y un hueso del pie se dejó el lugar a las autoridades, que no iban preparados para la situación por falta de equipo. "En ocasiones nosotros tenemos que prestarles nuestro material porque ni eso traen", señala una mujer de la brigada de búsqueda.

"No saben tratar a los cuerpos y no saben sacarlos de las fosas", menciona uno de los familiares presentes. Hace cuatro meses se creó la Comisión Estatal de Búsqueda. Junto con la brigada estatal, la Comisión Nacional y Estatal de Derechos Humanos y los colectivos han encontrado más de 20 cuerpos. Trabajan de la mano con las familias en el campo. Han rastreado y encontrado puntos positivos, pero faltan muchos; hay carencia de recursos y de personal.

Desde 2011, el 30 de agosto es el Día Internacional de las Víctimas de Desapariciones Forzadas. En un informe de 2017 la CNDH indicó que en los últimos 20 años en México se habían reportado como desaparecidas 57 mil 861 personas.

Con información de El Universal.