CIUDAD DE MÉXICO.- Por medio de Facebook, Karen, una madre originaria de Uruapan, Michoacán, dio a conocer el noble gesto que su hijo de 8 años tuvo con un vendedor de dulces que se encontraron en una taquería, lo que ocasionó que en menos de 24 horas, la historia se hiciera viral.

El jueves por la noche, el pequeño Adalid y su madre acudieron a una taquería a cenar. Venían de casa de su abuelita, en donde habían jugado lotería y Adalid había ganado 70 pesos.

Mientras cenaban, el pequeño de ocho años notó que un hombre de la tercera edad intentaba vender a los comensales unas paletas de bombón, rechazado una y otra vez.

"Vi cómo el viejito llegaba a vender y nadie le compraba. Se veía muy triste y hambriento", contó el niño michoacano, quien tras presenciar esa escena se apresuró a sacar sus 70 pesos y dárselos al comerciante para que pudiera comprarse algo de comer.

Su madre accedió a tal petición y el hombre, agradecido con Adalid y su madre, se comió dos tacos de bistec y uno de chorizo; esto a la vez que el pequeño vigilaba que le sirvieran antes al vendedor que a ellos.