Foto: Captura.
Foto: Captura.
Tags:

INGLATERRA.- La firma de softwares MSC creó un simulador para demostrar lo rápido que una persona infectada con COVID-19 puede contagiar a otra con solo hablar de frente.

El prototipo simula que las dos personas platicando se encuentran dentro de un vagón del metro, explicando que el contagio más rápido puede ocurrir en una oficina o el transporte público.

Con el contenido digitalizado se pretende exhortar a la sociedad a utilizar cubrebocas de manera permanente para evitar la rápida transmisión del virus.

En las imágenes se ve la manera en la que con tan solo hablar unos segundo a escasos metros, la persona de enfrente puede 'bañarse' en partículas del virus en segundos.

Diferentes países ya están tomando la decisión de implementar el cubrebocas como una nueva norma ante la pandemia.